El poder del Hoy, del Ahora

Realmente la mente humana tiene un elemento muy grande y es la disfunción. Pero estamos ante un cambio de conciencia, donde es muy importante en concentrarnos en el presente, en lo que estamos realizando en este momento. Eso hará que nuestros pensamientos no gobiernen o dominen nuestra vida y que todo fluya con suavidad.

La forma de realizarlo es tomando consciencia de nuestro cuerpo, de nuestras sensaciones y de todo lo que nos pueda “anclar “a la realidad que estamos viviendo el HOY, el AHORA.

A partir de ahí podremos observar nuestros pensamientos “desde afuera”, es decir sin identificarnos con ellos.

¿Por qué?
Porque mucha gente de todo el mundo está experimentando esa transformación, cuando se alcance un número crítico, veremos un gran cambio global.
¿Pero en qué consiste ese cambio individual que será global?
En tomar conciencia de que dentro de la mente hay una voz que diariamente nos habla; es el dialogo interior. Dicen los psicólogos que el 98% de los pensamientos que tenemos a diario, cotidianos son repeticiones de pensamientos antiguos que ya vivimos. Mucha gente o mejor la gran mayoría se han identificado con esa voz, cree que ella es la voz…
¿Y qué somos?
El sentido de lo que soy, deriva de los pensamientos, que me cuenta lo que ha sido mi historia personal y las cosas con las que más me identifico. Pero más allá de este yo superficial hay un yo más profundo con el que realmente hemos perdido el contacto.
¿No somos un conjunto de vivencia y sentimientos?
Nos identificamos en el pasado y nos proyectamos en el futuro. Nuestra mente busca la realización del momento próximo, es decir: en una hora, en un mes o tal vez en años. Vivimos tratando de llegar al momento siguiente, y realmente eso se ha convertido en un patrón mental, que nos hace vivir en un estado de insatisfacción y nos enfocamos tanto que no realizamos lo más importante que hay en la vida que es el HOY, el AHORA
¿Pero cómo cambiar ese patrón mental?
Lo primero es tomar conciencia de que hay una voz en mi mente que es en realidad un antiguo pensamiento que se repite.
Lo segundo es hacernos más conscientes de nuestra relación con el momento presente esto es muy importante.
Constantemente estamos en una oposición al momento presente, o simplemente lo utilizamos para llegar al momento próximo en el que realmente me gustaría estar, y así la vida se pierde.
¿Qué hacer?
Tenemos el poder de elegir transformar el presente. La vida y el momento presente son lo mismo, no aceptarlo es estar contra la vida.
Cómo hacerlo si tenemos proyectos, cosas por terminar…
La mente es una herramienta útil, la disfunción es proyectarse mentalmente en el futuro, pensar que quieres acabar mientras estas en ello, ahí viene el estrés.

A continuación te daré unos tips:

• Empiece por sentir la vida dentro de su cuerpo
• Sentir la vida más allá de los pensamientos
• Hacer las cosas con conciencia
• Introducir poco a poco presencia en la vida,darle calidad
• Siempre debes estar presente
• Vive el Hoy el Ahora

La importancia de este artículo se basa en crear un mensaje comprensible, claro y práctico para nuestra vida, debemos ser conscientes para alcanzar la felicidad.

“Por la esperanza del mañana sacrificamos el hoy, sin embargo la felicidad siempre está en el ahora”
Krishnamurti

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *